Sillas de bebé para avión. Analizamos la Foppapedretti Boarding. Un 10 en calidad-precio

Ya hace casi dos años que escribí mi primer post sobre sillas de bebé para avión. Necesitaba una silla de bebé para viajar, que pesara poco, ocupara poco plegada y costar poco echarse al hombro. En aquel momento hice un estudio muy pormenorizado de todas las que encontré en el mercado con dimensiones, características y precios. Entre ellas nos acabamos decidiendo por una Baby Throne que se rompió hace dos meses. Cuando me planteé que tenía que comprar otra y la necesitaba rápido tenía claro que quería una Foppapedretti Boarding. Después de muchas horas de comparar sillas de bebé para avión nos pareció la que mejor se adaptaba a nuestras necesidades y resolvía los problemas que nos había dado la anterior.

Sillas de bebé para avión. Analizamos la Foppapedretti Boarding

¿Por qué Foppapedretti Boarding?

Mis razones son totalmente sinceras. Foppapedretti no sabe que es te blog existe y no ha pagado absolutamente nada por esta reseña. Nosotros seguíamos necesitando una silla de bebé para avión. Seguíamos teniendo los mismos problemas(nos movemos mucho con la silla, vivimos en un quinto sin ascensor, nuestro barrio tiene aceras estrechas y cogemos muchísimo el transporte público).  Pero no podíamos volver a comprarla por Aliexpress porque no podíamos esperar casi un mes a que la nueva silla llegara. A raíz del último post al respecto me había llegado información de Foppapedretti Boarding y me había encantado su aspecto y su precio (la compramos en 150 euros). Podíamos comprarla en Amazon directamente a la marca además justo cuando se nos rompió la anterior tenían un descuento de más de 50 euros que suelen hacer sobre la silla en color rojo. Así que nos lanzamos.

Características que diferencian a Foppapedretti Boarding

Había algunas cosas que nos llamaban la atención de esta y que no habíamos visto en otras sillas para bebe para avión que habíamos analizado anteriormente.

La cesta inferior es muchísimo más grande que la mayor parte de ellas y tiene bastante profundidad. Cuelga de una estructura metálica específica en vez de colgar del propio asiento lo que le permite tener mayores dimensiones y profundidad sin por eso aumentar el peso.

Sillas de bebé para avión. Analizamos la Foppapedretti Boarding

La estructura del asiento es un marco metálico por lo que el niño no va totalmente apoyado sobre un respaldo plástico. Juntándolo con que la tela del respaldo es de rejilla tenemos una silla muy bien preparada para el verano con un respaldo totalmente transpirable que hará las delicias de cualquier niño caluroso. Además cuando el respaldo está bajado los laterales también tienen rejilla para que le entre el fresquito mientras duerme. ¿Y en invierno? pues con su colchón se tapan todas las rejillas y no hay corrientes de aire.

Sillas de bebé para avión. Analizamos la Foppapedretti Boarding

 

Primeras impresiones de Foppapedretti Boarding

Desde el momento en que llegó nos dio la sensación de ser más robusta que nuestra anterior elección (una Babythrone, copia de Yoyo, la reina de las sillas de bebé para avión). Los materiales de la capota y demás textiles nos parecieron más duros y todas las piezas mejor ajustadas. También parece más ancho el asiento y el niño va claramente más cómodo.

Aunque la capota sigue resultando algo pequeña, como pasa con la de Yoyo. Nos gusta que uno de los tramos se pueda recoger con cremallera y que vaya bastante dura para desplegarla. Ya que nuestra antigua elección al buscar sillas de bebé para avión cogió holgura muy rápido y era difícil mantener la capota en su sitio. La ventanita también es más amplia (ocupa todo el ancho de la capota) y puedes ver perfectamente al niño cuando va reclinado.

Sillas de bebé para avión. Analizamos la Foppapedretti Boarding

Otro detalle a tener en cuenta es el freno. Se trata de un freno mecánico con un único pedal rojo que frena las dos ruedas. Como solo se activa en un punto es difícil presionarlo sin querer mientras caminas pero sin embargo el pedal es lo suficientemente amplio como para que sea fácil apretarlo tanto para frenarlo como para desfrenarlo. Ya que en algunas otras sillas de bebé para avión es fácil hacer palanca hacia un lado pero no hacia el otro. Además frena muy bien. Las ruedas quedan muy ancladas y el freno funciona a la primera incluso después de un par de meses de uso. Al ser mecánico la silla no tiene cables ni ningún elemento que pueda estorbar su plegado.

Sillas de bebé para avión. Foppapedretti Boarding

Las ruedas tienen muy buena amortiguación y son de gomaeva por lo que no corremos el riesgo de pincharlas y parecen más duraderas que las de plástico duro. Eso sí, son sencillas, por lo que cuidado al pasara por encima de rejillas que os podéis quedar atascados, y tampoco es una silla para caminar mucho por terrenos muy desiguales.

El colchón que trae es muy suave y cómodo con textura tipo “viscoelástico”. Podría resultar demasiado cálido en verano pero podemos quitarlo en esa época para hacer uso del respaldo de rejilla ventilado.

La silla Foppapedretti Boarding reclina casi 180º por lo que resulta muy cómoda para dormir. Además el resposapiés también se sube hasta la horizontal. Tanto el reposapiés como el respaldo se mueven mediante palanca (y no mediante cordón) por lo que se pueden bajar y subir sin problemas con una mano estando el niño dormido. El respaldo tiene tres posiciones (reclinado, semireclinado y sentado). En la de sentado se queda bastante vertical de forma que el niño va bastante recto, con una buena postura de la columna y no se va cayendo hacia delante.

Sillas de bebé para avión. Foppapedretti Boarding

Foppapedretti Boarding. Plegado, dimensiones y peso

Si te has interesado en sillas de bebé para avión es porque viajas mucho o necesitas cargarla a menudo. Así que es importante que la silla pliegue y despliegue en libro de forma rápida y se quede en dimensiones reducidas.

La Foppapedretti Boarding pliega de forma muy sencilla sin necesidad de agacharnos y se puede llevar facilmente cogiéndola del reposabrazos o metiéndola en su funda-bandolera. Echamos de menos una bandolera de serie que pueda usarse sin necesidad de guardar la silla en la funda y deje libres las manos, eso sí. Al plegar con todas las ruedas hacia el mismo lado se puede dejar de pie en el suelo sin problemas (algo que no pasa en las sillas de bebé para avión tipo Yoyo). La capota también queda hacia abajo una vez la cogemos por lo que no tenemos el problema de que se nos pueda abrir mientras la cargamos. Lo malo es que uno de los pasos para el plegado consiste en tirar del reposabrazos hacia arriba por lo que no podemos prescindir de él (aunque una vez plegada podemos quitarlo para que ocupe menos).

La silla se pliega sin problema con el reposapiés (que no se puede quitar pero que no añade centímetros a las dimensiones que tiene). Algo que no suele pasar con otros sillas que no lo traen de serie que si lo compras aparte es un verdadero estorbo para plegarlas.

Sillas de bebé para avión. Foppapedretti Boarding

Algo que no nos termina de convencer es que el gancho de plegado se queda siempre en una posición fija por lo que, aunque es fácil engancharla para plegar porque sabemos siempre dónde está, una vez abierta queda demasiado desprotegido (como podéis ver en las fotos) y nos da miedo que se pueda romper (aunque por el momento no hemos tenido ningún percance en dos meses).

 

Sillas de bebé para avión. Foppapedretti Boarding

Sus dimensiones plegada son 55x45x25 sin reposabrazos. Si quitamos las ruedas traseras (algo muy sencillo que podemos hacer apretando los botodes de rojos que hay al lado de cada rueda) podemos ahorrarnos unos 6 cms más en la segunda medida. Hemos estado probándola en diferentes medidores de equipaje de mano en el aeropuerto. Como podéis ver sin quitar las ruedas se nos queda un poco grande para las aerolíneas que aceptan 55x35x25 cms (concretamente el que veis en la foto es el medidor de avianca) y justo para las que aceptan 55x45x25 (el de la foto es el de British Airways).

Respecto al peso con todos los textiles está en unos 6,8 kilos (pesada en casa). No hemos encontrado información sobre el peso por parte del fabricante pero podemos asegurar que es exactamente lo mismo que pesaba nuestra vieja Babythrone (copia de Yoyo) cuyo fabricante promete un peso neto de 5,7 kgs.

En este vídeo que grabé antes de deshacernos de la anterior silla podéis ver la comparación en directo de una silla admitida como equipaje de avión que pliega con las ruedas hacia un mismo lado (Foppapedretti Boarding) y otra que pliega con las ruedas hacia ambos lados (sillas tipo Yoyo) y ver los pormenores de ambas:

En resumen, seguimos pensando que para cualquier familia tanto urbana como viajera que pueda evitarse la obligación de tener que comprar una silla de pliegue tipo paraguas que exigen muchas guarderías, las sillas de bebe para avión son la alternativa más ligera, compacta y cómoda de plegar al mismo tiempo. Si además buscáis una silla de buena calidad y a buen precio, estable, cómoda, fácil de cargar y que esté bien ventilada Foppapedretti Boarding es la mejor opción.

Medidas del respaldo

He recibido varias preguntas al respecto de si el respaldo es demasiado corto o si el niño cabe bien tumbado. Así que os he hecho un par de fotos para que podáis comprobar vosotros mismos

 

Como podéis ver el respaldo son 39 centímetros. Mi hijo de 3 años mide 95 y, aunque gran parte de la cabeza le queda fuera sentado va cómodo y, lo más importante, no se da con la capota, wqu es algo que he visto en más de una ocasión.

 

La medida total de la silla reclinada son 83 cms. Aunque ya no vamos con silla mas que en momentos puntuales, suele ser cuando está muy cansado, por lo que sigue durmiendo en ella. Simplemente le desplazamos un poquito hacia abajo de forma que los pies salgan del reposapies pero queden apoyadas las pantorrillas.

Si os ha venido bien nuestra experiencia y os decidís por comprar una Foppadedretti Boarding hacedlo pinchando cualquiera de nuestros enlaces de afiliación a Amazon para ayudarnos a manterner el blog activo y seguir compartiendo nuestras comparativas. 

 

Síguenos para acceder a contenido exclusivo

5 Responses

  1. Carolina dice:

    Hola! estupenda review de la silla. Estoy entre ésta y la Kuki de babymonsters que está ahora de oferta a 169€ con plástico de lluvia incluido. Las diferencias que he podido encontrar es que la kuki pesa menos y “parece” que se queda más compacta. Los contras son:el respaldo es con cuerda (nose si me explico), no lleva ventanita en la capota, ni rejilla en el respaldo y laterales cuando se recuesta y su cesta queda partida en dos por una barra que sirve para el plegado de la silla.
    Crees que el peso y dimensiones son una razon de peso¿? (valga la redundancia)
    O al pesar tan poco crees que la kuki sera costosa de maniobrar?
    Es la primera silla ligera que compro y no cuento con experiencia llevando una.
    Muchas gracias por la información y el interés. Saludos!!

    • Sand dice:

      Hola, Carolina. Qué pregunta tan difícil. No conozco la Baby Monsters pero de forma general te puedo decir que las dimensiones y el peso fueron muy importantes para nosotros cuando compramos la Babythrone pero a toro pasado prefiero una silla un pelín menos compacta y más fácil de llevar colgada y de plegar. Sobre todo tener que agacharnos para plegarla nos resultaba mucho más incómodo que el hecho de que ocupe un poco más. Respecto al peso es una lotería porque no te puedes fiar del precio que te da el fabricante. Por otro lado para mi gusto la facilidad de llevarla hace que una silla que pese menos sea más fácil de cargar que otra que pese más pero cuyo peso plegada esté peor repartido. Pero supongo que si tienes problemas de espalda tiene más impotancia cada gramo. Respecto a la facilidad de manejo también depende más de la estabilidad que tenga en las juntas de las piezas y de que el manillar sea doble o único (para poder llevarlo con una mano).
      Te recomiendo que intentes ver alguna de las dos en tienda física para confirmar qué tal te apañas y que si las compras online lo hagas en Amazon para que la devolución te salga gratis en caso de que no te convenza la elección.

  2. Ana Belén dice:

    Hola!! Te he estado leyendo y viendo el vídeo y me gustaría hacerte una pregunta. Aunque has dicho que la Foppadedreti te gusta más que la babythrone antigua, si la pudieras comparar con la nueva que lleva la barra y el reposapiés, ¿seguirías eligiendo la foppadedreti?
    Estoy entre las dos, vivo en el casco histórico de TOLEDO pero la quiero sobre todo para viajar.

    Muchas gracias porque me ayudan mucho tus posts.

  1. 14 abril, 2019

    […] Si queréis ver nuestro último post sobre sillas de bebé para viajar en avión pinchad aquí […]

  2. 16 mayo, 2019

    […] casi todos los fabricantes han apostado (como Foppapedretti, la silla que compramos hace 6 meses -aquí tenéis el análisis) por las sillas de bebé para avión que pliegan con las cuatro ruedas hacia el mismo lado y se […]

Responder a Carolina Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Alejandra López Gómez
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en https://colorsandia.es/aviso-legal/.

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola